Frases Celebres de: Anatole France (Anatole Francois Thibault)

Página 1 de 4 - Resultados 1 - 20 de 76

 Una necedad, aunque la repitan millones de bocas, no deja de ser una necedad. 

 La naturaleza hace al hombre y el hombre rehace a la naturaleza: incesantemente amasa de nuevo a su antigua creadora y [...] 

 ...toda una ciudad, toda una nación reside en pocas personas que piensan vigorosa e intensamente en las demás. El [...] 

 Morir es tan sencillo y tan aceptable como nacer. 

 La moral descansa naturalmente en el sentimiento. 

 La moral es la regla de las costumbres. Y las costumbres son los hábitos. La moral es, pues, la regla de los hábitos. 

 Sólo las mujeres y los médicos saben cuán necesaria y bienhechora es la mentira. 

 ¿Qué puede hacer la verdad desnuda y fría contra las brillantes apariencias de la mentira? 

 Sin mentiras, la humanidad moriría de desesperación y aburrimiento. 

 El hombre sólo razona en el dolor y sólo medita en la tristeza. 

 La ciencia y la meditación son los primeros grados del conocimiento y sólo el éxtasis conduce a las verdades eternas. 

 No comprendo que un hombre se case, ni que una mujer cometa semejante locura a la edad en la que ya sabemos lo que nos [...] 

 Los males imaginarios no existen. Todos los males son reales desde el momento en que se experimentan; soñar el dolor [...] 

 La razón es lo que más asusta de un loco. 

 A los que hemos estudiado en los libros nos queda para siempre una fiera amargura y una tristeza soberbia. 

 No todas las sonrisas demuestran alegría, ni todas las lágrimas dolor. 

 ¿Habrá algo más terrible que el juego? No; el juego da, toma; sus razones no son nuestras razones. Es mudo, ciego, [...] 

 Los jugadores cuentan como los enamorados aman, como los beodos beben, necesaria y ciegamente bajo el imperio de una [...] 

 Existe entre el dolor y la inteligencia una relación tan íntima, que los seres más inteligentes son los más aptos [...] 

 Una cosa hace sobre todo sugestivo el pensamiento humano: la inquietud.